domingo, 27 de diciembre de 2009

Que valor tiene la vida de un motero??

Para algunas personas la vida no tiene ningún valor, y menos aún las de los moteros, esos a los que les gusta montar en moto y sentir la autonomía y la pasión de las dos ruedas. Seguramente, la culpa la tienen algunos de ellos, que, haciéndose llamar moteros, lo único que saben es llamar la atención con sus piruetas, molestando y poniendo en peligro su vida y las de los demás. Aunque estos son una minoría, por lo visto son lo más percibido por la población.

Voy a contarles las pesadillas que tenemos que pasar los moteros de verdad. No sólo luchamos contra las administraciones, pidiendo más seguridad en las carreteras, sino también contra la opinión pública, por culpa de algún tonto con moto, por los motivos que he explicado anteriormente, y ahora contra los asesinos que, metidos en sus latas con ruedas, tienen la costumbre de no respetar la distancia mínima de seguridad y van dejando grabada la marca de su lata (vehículo de 4 ruedas conducido por un descerebrado) en la parte trasera de la chaqueta del motorista, ya sea con la calzada seca o húmeda, con el peligro que esto conlleva. A estos asesinos no se les puede ni mirar, ya que son muy sensibles, y menos recriminarles su conducta, ya que se permiten el lujo de pegarte más la lata con ruedas hasta el punto de que llegas a pensar que tu vida no vale nada y realmente corres el peligro de ser arrollado y dejado en la calzada, tirado cual perro. Esto mismo sucedió el día 7 de noviembre en la Vía de Ronda.

Llovía y mi moto, al entrar en la rotonda de dicha vía, patinó de la parte de atrás y, tonto de mí que miré para detrás para ver si había alguna mancha en la calzada o sucedía por el agua caída, dándome cuenta de que el vehículo que venia detrás, de color rojo conducido por un demente que no tiene ningún respeto por la vida de los demás, no se le ocurre más que adelantarme, dejando no más de 20 cm. de la parte delantera de su coche y la parte trasera de mi moto. Entonces le recrimino su actitud y, envalentonado, se me pone al lado diciendo no se qué chorradas. Viendo que yo no le hacía ni caso, me deja pasar y cuál es mi sorpresa cuando oigo el ruido de su motor acelerando, miro por el espejo y veo que ese asesino va a por mi vida, en el último momento, cuando ya me veía debajo de su vehículo pude entrar en el acceso al garaje de una vivienda, pasando a varios milímetros de mi moto sin hacer ninguna maniobra de esquiva. Ahí fue cuando ya me envenené y salí en busca de este loco asesino y lo encuentro parado detrás del Cristo de La Laguna. En cuanto me vio se bajó con un cuchillo en la mano. Tuve que seguir y buscar un policía por la zona. No hallé a nadie y me quedé con dos palmos de narices y preguntándome, ¿cuánto vale mi vida en la carretera?

Víctor Suárez








archive

sábado, 12 de diciembre de 2009

Limitacion

Tengo un comentario que leí hace tiempo.  Es de un amigo de este blog. El rutero solitario. Despues de sus correspondientes permisos (prefiero que no me tengan que llamar la atención) lo pongo aquí, porque aparte de que me gusta el comentario, estoy completamente de acuerdo.

No me entretengo mas. Aquí lo teneis.

LA LIMITACION


Si tienes 18 años, la cara de llena de granos y toda la sangre agolpada en la punta del nabo, te puedes sacar el carnet de coche comprarte un deportivo con 150 caballos y un burro al volante y la única limitación que te ponen es una "L" blanca sobre fondo verde.
Si tienes 43 años, la cabeza en los hombros y canas en los pelos del pecho, te puedes sacar el carnet de moto pero te capan los pistones por dos años.¡Coño que me borden la "L" en la parte de atrás de la chupa con hilo blanco y verde y yo prometo bajo juramento a nuestra señora de la curva maldita, ponerme la chaqueta siempre que valla en moto!.
¿Que pasa aquí?,tengo dos opciones prejubilarme con 45 años o poder coger una moto gorda a esa edad, ambas cosas seria lo suyo pues así tendría tiempo de disfrutarla.
Somos la escoria de la carretera y te das cuenta al hacer los putos test: Si en un paso estrecho por el que solo pueda pasar un vehiculo se cruzase una MOTO con un coche, carreta tirada por bueyes, tren de mercancía, triciclo de niño o nave espacial, la MOTO tendría que dar marcha atrás, ¡pero mancha de gilipoyas si la única moto que tiene marcha atrás es la Golgwind!, ¡pues nada la empujas y que pasen los demás primero!.
Eso es lo que hay, entre nuestros hacedores de leyes hay mas descerebraos que ventanas y más cabrones que azulejos.
A JODERSE Y SEGUIR RODANDO VVVVVVVVVVVVVS.




Publicado por Elruterosolitario en junio de 2008


Saludos de CarlosR









search/label/rutero%20solitario

miércoles, 2 de diciembre de 2009

Un amigo ha colgado el casco.



Hoy has tenido que vender tu moto. has tenido que vender parte de tí por necesidad. Maldito dinero. Pero las circunstancias es lo que son.
Estar sin trabajo y tener gemelos, como que no ayuda. Pero ya sabes, de todo hemos salido. Y ademas, ya sabes donde estoy.

A partir de ahora no habran historias nuevas, solo recuerdos.

Je, je. Aun me acuerdo cuando a los 16 años hacíamos planes de "grandes viajes" con las motos de 49. Y cuando a la vuelta de la mili pudimos hacerlos realidad. Yo con mi Ducati SS nuevecita y tu con tu Vespa. (Nunca he entendido cómo te compraste semejante vater con manillar) Vaya pareja haciamos. Jajajajaja
A la vespa le siguio la Montesa de 350, la Suzuki 600 y la Goldwing.

Juntos fundamos el Motoclub 96 porque queriamos compartir nuestros viajes con mas gente, el motoclub Transits en un intento de recuperar a los mas "autenticos", y el Costa Este Para mantener unido lo que quedaba de los otros dos.
Juntos organizamos la concentracion donde encontramos novia hace ya 20 años.

Todo esto suena a despedida, ya lo se Ivan, y en el fondo lo es.
Siempre ha pasado así, es dificil que esta sea diferente. Mira, Miguel se casó y poco a poco dejó de salir hasta que vendió la moto. Lo de Paco fué radical, el ultimo día que lo vimos fué el de su boda, y lo mismo sucedió con Boro, Luis, Cappirulo,el Negro...... Se perdieron cuando colgaron el casco. No hemos sabido mas de ellos.

Sabes donde vivo y hasta donde llego.

Despues de darle vueltas, esto va por tí:

Vamos dejando huellas
que otros podran seguir.
Siempre pintando estelas
que huelen a asfalto instantes despues.

Trazamos los caminos
que a "Roma" siempre irán.
Mas tarde es el destino
el que pone en la ï otro punto de mas.

Grita!
si estas cansado.
Salta!
si ves el miedo.
Canta!
si hay un amigo
que pueda ofrecer un pedazo de cielo.

Vamos dejando a un lado,
lo que nos hace sufrir.
Puede ser la locura
que nadie puede impedir.

Cuando se agote el tiempo
y no queden mas verdades
que las del sentimiento,
aun puedes jugar con tu pasado.

Grita!
si estas vencido.
Salta!
si crece el miedo.
Canta!
si hay un amigo
que pueda ofrecer un pedazo de cielo.

Y luego verás
que cambiar de color
será la señal.
Lanzate ya!!










Anuncios Exponsor